Home / Reviews / The Walking Dead / Quinta temporada The Walking Dead / ‘The Walking Dead’ 5×08: manos manchadas de sangre

‘The Walking Dead’ 5×08: manos manchadas de sangre

‘The Walking Dead’ suele ser una auténtica gozada cuando cierra (mitades de) temporadas y en esta ocasión la costumbre se ha vuelto a cumplir. Como broche de oro a la primera mitad de la quinta temporada, ‘The Walking Dead’ nos ha deleitado con un capítulo redondo que pone un punto y aparte a una temporada muy irregular centrada en los personajes secundarios. Una temporada que se ha atrevido a arriesgar más de lo normal pero que por desgracia también ha conservado los grilletes narrativos que llevan haciendo que parte de la audiencia (entre la que me incluyo) lleve tiempo sin disfrutar plenamente de la serie.

Pese a que en esta temporada hayan jugado con caníbales, hayan vuelto a la ciudad, hayan metido nuevos personajes y nos hayan reglado escenas muy agresivas, ‘The Walking Dead’ ha seguido rompiendo su narración con capítulos en los que no pasaba nada centrados en personajes irrelevantes. Pese a ello el mal sabor de boca disipa (no desaparece por completo) cuando acabas ‘Coda’ (5×08), sobre todo gracias a los diez últimos minutos (y el acertadísimo epílogo). Que gusto da cuando los guionistas se atreven a avanzar la trama.

Espectacular el arranque del capítulo con Rick atropellando a Lamson y después matándole a sangre fría. Éste ha sido el capítulo en el que los personajes principales se han manchado las manos de sangre arrebatando la vida a gente que realmente no suponía una amenaza directa para ellos. Para llevar a cabo el plan de rescate no era necesario aniquilar a Lamson, igual que tampoco era necesario que Beth acabara con la vida de O’Donnel. Un elemento característico de esta temporada en la que ya no se piensa tanto antes de apretar el gatillo. Ahora cualquier obstáculo en el camino debe ser eliminado, se acabó el dar rodeos para evitar mancharse las manos de sangre.

El contrapunto a este cambio en las reglas de supervivencia de esta temporada lo ha puesto Tyreese al reconocer que realmente no mató a Martin. Se convierte así en el único que sigue con los principios con los que partimos en la primera temporada en la que la vida de los demás seguía teniendo un valor y matar a un no zombi sin una causa de vida o muerte es inadmisible. Carol fue la primera en romper esta regla, una regla que ha caído por su propio peso ante la dureza de un mundo en el que cada vez las amenazas de los no zombis son mayores incluso que las de los muertos vivientes.

El intercambio de rehenes narrativamente es perfecto, con unos planos aberrantes que hacen crecer perfectamente la tensión del momento. La sorpresa del disparo de Beth está cargado de fuerza narrativa, no tanto por su muerte (muchos no la vamos a echar de menos) sino por lo que su pérdida supone para el resto de personajes. Daryl matando a Dawn con lágrimas en los ojos y Maggie desgarrando su pena tirada en el suelo son esos momentos que demuestran lo que ‘The Walking Dead’ es capaz de ofrecer (las pocas veces que quiere).

La historia de Carl, Michonne y Gabriel no nos ha dejado nada memorable más allá de volver a ver zombis muriendo por el infalible corte de la catana. Una pena que Michonne haya perdido el protagonismo que tuvo en la tercera temporada, es sin duda uno de los mejores personajes. El ataque de la Iglesia nos deja la escena más facilona del capítulo (de las tantas que nos está dejando esta temporada) cuando abren una hoja de la puerta para que pase Gabriel y, de un momento a otro, la puerta pasa a estar abierta de par en par con un sinfín de zombis entrando.

Aunque quizá el mejor momento del capítulo es el que menos importancia tiene para la trama y el que menos carga dramática tiene. Es ese epílogo con Morgan que acaba siendo el postre perfecto para que crezcan las ganas de más ‘The Walking Dead’ (realmente poco cliffhanger hay en el final de capítulo). Y es que el primer compañero de Rick en este mundo zombi no sólo sigue vivo sino que además sigue los pasos de nuestros protagonistas. El momento en el que encuentra el mapa y lee la nota que le dejó Abraham a Rick es perfecto. ¿Volverá a aparecer en la serie? ¿Se unirá en algún momento a Rick y compañía? Nadie lo sabe, pero está muy bien que nos den pistas con las que jugar.

Los personajes de ‘The Walking Dead’ vuelven a reunirse antes del parón navideño con la baja de Beth y con un nuevo personaje en el equipo, Noah. Parece que cuando vuelva la serie en febrero será momento emprender la marcha hacia un nuevo lugar (¿Washington?) o hacia cualquier sitio tranquilo en el que sobrevivir. La serie vuelve el 8 de febrero a AMC y un día después a FOX España.

Sobre Alfredo L. Zamora

Alfredo L. Zamora
Periodista madrileño devorador de series de televisión. Las ficciones británicas son mi debilidad. Creador de #CienMegas. Hago reviews semanales de #TheWalkingDead. Hablo de series en la radio en el programa 'Pasaba Por Aquí' (CMM) todos los lunes a las 22.30 horas.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

dieciocho + 5 =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.

Para más información o para saber cómo cambiar la configuración de su navegador puede ver nuestra Política de Cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies