Home / Series / ‘Las Crónicas de Shannara’ primera temporada: fantasía adictiva de cartón piedra
The Shannara Chronicles Las crónicas de Shannara

‘Las Crónicas de Shannara’ primera temporada: fantasía adictiva de cartón piedra

[ USA | 2016 | MTV | 1T, 10 capítulos de 45 min| NOTA: 6 ]

La carta de presentación de ‘Las Crónicas de Shannara’ engaña y mucho: serie creada para la irreverente MTV (en España se ha emitido en TNT); producción nacida para saciar la gula seriéfila de adolescentes; y con un reparto juvenil en la que todo el mundo podría ser modelo. Una carta de presentación pubescente pero que esconde tras de sí una ficción potente, con una trama fantástica de fondo muy bien construida, y un ritmo de la narración que no deja te descansar. Estamos ante un producto juvenil, sí, eso es incuestionable. Pero pese a ello es un producto muy compacto con una historia muy bien llevada y un mundo fantástico muy bien diseñado.

La serie es la adaptación televisiva del universo creado por Terry Brooks, uno de los novelistas de literatura fantástica más leídos en todo el mundo. ‘Las crónicas de Shannara’ narra las aventuras de una princesa elfa, una ladrona y un muchacho medio elfo que afrontan una gran misión: detener la destrucción del mundo. Aventura épica que te transporta a un futuro postapocalíptico en el que la magia ha sustituido a nuestra tecnología. Una ficción que recrea un universo fantástico de criaturas únicas, en el que las luchas y el poder guían la supervivencia.

La saga de Shannara ha vendido más de 26 millones de libros. Terry Brooks es el tercer autor vivo con más ventas en la literatura fantástica, solo por detrás de J.K. Rowling (‘Harry Potter’) y George R.R. Martin (‘Juego de Tronos’).

Las crónicas de Shannara primera temporada

EL UNIVERSO SHANNARA

El universo de ‘Las Crónicas de Shannara’ es el verdadero punto fuerte de la serie, eso y su guión, que sabe sacar el máximo partido a la ensoñación de Terry Brooks. Un mundo de elfos, humanos, gnomos, magos, druidas, monstruos, mendigos, reyes, príncipes… Un mundo que gira en torno a Ellcrys, el místico árbol cuyo poder mantenía alejados de las Cuatro Tierras a los monstruos de Dagda Mor y cuya enfermedad ha debilitado su poder abriendo las puertas a la destrucción. La princesa elfa será la elegida para llevar a Refugio Seguro la semilla que salvaría a Ellcrys y a las Cuatro Tierras. Así se abren las puertas a un camino de aventuras trepidante.

La serie no descansa ni un minuto. Su guión s capaz de reinventar la trama en cada episodio, virando el destino de sus protagonistas hacia caminos nuevos llenos de peligros y de gente por descubrir. A estoy se le suma que los guionistas no tienen miedo alguno en dejar por el camino a personajes relevantes, a la vez que introducen nuevos. Un ritmo muy compacto para una trama de aventuras que, pese a ser concebida para adolescentes, logra conecta con todo tipo de público capaz de disfrutar con la fantasía.

FACTURA TÉCNICA

En este apartado no todo son aplausos. Sin duda las localizaciones de ‘Las Crónicas de Shannara’ son magníficas, muchas de ellas rodadas en Nueva Zelanda. Estos paisajes le dan aún más empaque al universo ficticio. Pero cuando hablamos de efectos especiales la cosa cambia, un terreno en el que dan una de cal y otra de arena. Los efectos del capítulo piloto son muy dignos, pero más adelante encontramos escenas visualmente torpes. Por no hablar de escenarios no naturales, en los que el cartón piedra se palpa y se siente desde el sofá. Sí, es una historia adictiva, pero en ocasiones es de cartón piedra

Y ese es el gran éxito de la serie, que pese a que sea muy de cartón piedra consigue que el espectador acepte esas debilidades técnicas sin salirse de la trama en ningún momento. Al estar ante una historia de fantasía se le acepta más debilidades técnicas que en otro género, porque es un mundo nuevo en el que ellos deciden cómo son las cosas (incluso de cartón piedra). Aplausos sí merece el vestuario de la serie, tan bien perfilado en función de las razas y tan ostentoso en la realeza.

shannara-chronicles-serie-critica

PERSONAJES Y REFERENCIAS

Pese a que lo más importante en ‘Las Crónicas de Shannara’ es el universo y la historia, los personajes están muy bien construidos y consiguen que no sepa a rancio convencionalismos clásicos como un trío amoroso. El trío Amberle, Will y Eretria está muy bien construido y lo explotan lo justo, no lo queman. Lo importante aquí es salvar a Ellcrys, no con quién se quede Will. Que por cierto, a torpeza e ingenuidad del muchacho da una chispa a la trama muy buena.

Una historia en la que los amantes de la fantasía encontrarán referencias del género, tanto narrativa como visualmente. La primera temporada de la serie está basada en el segundo libro de la saga literaria (dicen que es el mejor de todos) titulado ‘Las piedras élficas de Shannara’.

CONCLUSIÓN

‘Las crónicas de Shannara’ es una ficción de fantasía muy compacta que, pese a ser ideada como producto juvenil, su madurez narrativa y el mundo mágico en el que se mueve hace que sea apta para todos los amantes del género. Una serie de aventuras ligera y adictiva, con mucho ritmo y acción. La primera temporada consta de diez capítulos de 45 minutos cada uno. La serie ya ha sido renovada por una segunda temporada. Confesión final: vi el piloto cuando se estrenó y la dejé metida en un cajón, meses después me puse con ella y la experiencia ha merecido la pena.

Sobre Alfredo L. Zamora

Periodista madrileño devorador de series de televisión. Creador del blog @cienmegas. Las ficciones británicas son mi debilidad. Cada temporada lucho con los zombis con mis reviews semanales de 'The Walking Dead'.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.

Para más información o para saber cómo cambiar la configuración de su navegador puede ver nuestra Política de Cookies. ACEPTAR